La mejor serie de este universo: Fringe.

Esta nota fue publicada originalmente en Flims.cl el 17 de mayo de 2011.

Les habla su capitán, Hermes Antonio (yo). De todas las series que me piden que comente, Fringe debe ser una de las que más se repite. La embarró. El otro día incluso iba por la calle, y una abuelita enyesada me llamó y me dijo “joven por qué no se comenta Fringe”. O creo que eso lo soñé, no me acuerdo. Bueno la cosa es que vi el primer capítulo hace tiempo y lo encontré bueno, pero me dieron cero ganas de seguir viéndola. Flojo. Y por lo que nos dice la amiga Ángela en su súper columna, creo que debí aplicarme y verla entera no más. Bueno hora los dejo con ella, porque va a hablar de todas las temporadas y se va a demorar caleta. Le lleva SPOILERS pero avisa cuando vienen, así que todo bien.

20130720-222826.jpg

Hermes Antonio [nota del editor: maestro] por fin me dio la oportunidad de escribir sobre Fringe, después de semanas de ciber acosarlo. ¿Y por qué Fringe? Porque es la única serie que llenó el vacío de esta teleadicta una vez que se terminó Lost.

Con esto ya sabrán algo de mí. Adoro todo lo que hace J.J. Abrams. Me vi entera Felicity, Lost y Fringe. Corto las huinchas por ver Alcatraz, y vendería mi alma (a lo Bart) por la oportunidad de bombardearlo con mil preguntas sobre los osos polares, los viajes en el tiempo y los misterios sin resolver de las estaciones Dharma.

¿Qué pasa con Fringe? Con Fringe todo pasando. Aquí J.J. puso todas sus obsesiones geek en una sola serie que le lleva universos paralelos, relaciones con los padres rotas (era que no), viajes en el tiempo (no, ¿en serio?) y giros en la trama que te dejan pegado al televisor.

Aunque siendo sincera el piloto de la serie no me convenció de buenas a primeras. Los primeros capítulos eran demasiado parecidos a Los Archivos Secretos X y había un rubio fome con pinta de milico gringo de película clase B (que después se hizo el divo y se fue a la canelada Human Target, guaja). Además en esa época Lost estaba en su esplendor, y Fringe era para mí una serie que prometía mucho pero cumplía poco.

20130720-223120.jpg

Hasta que, sin darme cuenta, me enamoré profundamente de todos y cada uno de los personajes. Walter Bishop (John Noble) fue el primero: una especie de genio científico medio loco que come dulces a las cinco de la mañana, cocina desnudo y se droga con LSD; Olivia Dunham (Anna Torv) una policía seca, inteligente, dura pero dulce, que toma whisky y está siempre lista y, por último, Peter Bishop (Joshua Jackson), al que todos conocimos como el péndex Pacey de Dawson’s Creek, pero que aquí es el hijo pródigo que se reencuentra a la fuerza con su padre después de 17 años sin mandarle ni tarjetitas de Navidad.

En la primera temporada descubrimos que Olivia fue parte de un experimento científico (realizado por el mismo Walter) que la dejó con poderes paranormales, y que Peter no es quien parece ser. Todo en pequeñas dosis entremezcladas con casos de mujeres que dan a luz a bebés de ochenta años, mariposas asesinas, seres que cambian de forma, súper tecnología y extraños hombres de negro (“Los Observadores”) que vienen a vigilar los fringe-eventos y a anotar en sus libretitas todo lo que está pasando (ojo que estos pelados son importantes).

Porque al final lo que mejor hace el J.J. es relatar historias de familias disfuncionales y traumas infantiles, mezcladas con ciencia ficción superfantabulosa y todo con música del seco Michael Giacchino, el mismo de los violines crípticos de Lost y el inolvidable soundtrack de Up. O sea, ¿qué están esperando que no la ven?

Para no enredarme más voy a hacer un resumen cortito por temporada por si todavía necesitan argumentos para verla, o por si son fanáticos como yo y quieren hacer memoria. A partir de este punto hay muchos SPOILERS, así que si no quieren arruinarse la sorpresa, créanme de una que es buena y no sigan leyendo. Si no, vamos.

20130720-223235.jpg

PRIMERA TEMPORADA

Esta es la temporada donde uno conoce a todos los personajes y donde se descubren detallitos como que Walter no puede decirle “Astrid” a la agente Astrid Farnsworth (asistente de Olivia), así que vamos riéndonos cada vez que le pide algo a Asteroid, Asterisk, Astro, Astringent o Asprin. Durante esta temporada la cosa es muy Archivos Secretos X (un caso por resolver por episodio), hasta que a mitad de temporada se empiezan a develar millones de misterios. Se sabe por ejemplo que Walter no es tan adorable como creíamos, y que estuvo metido en cosas medio turbias. Aunque en realidad no porque al final se sabe que lo hizo todo para salvar a su hijo Peter… que en realidad no es su hijo. Shock: Imagen de Walter frente a una tumba que tiene el nombre de Peter y corte a la agente Duhman que llega a ver a William Bell, encarnado por un viejito Leonard “Spock” Nimoy. Bell es el ex socio de Walter, y parsimoniosamente le explica a Olivia que tiene una misión importante que cumplir. Olivia no entiende nada (nosotros tampoco), pero entonces Spock le dice que mire por la ventana y (sonido de violines súper desesperantes): primer plano de las Torres Gemelas. Olivia está en un universo paralelo donde Osama y Bush nunca existieron, así que las torres siguen allí. Miles de CHAAN.

20130720-223547.jpg

SEGUNDA TEMPORADA

Aquí la cosa se puso buena. Los ñoños que insistían con que la serie era una copia de los X- Files se habían marchado a ver porquerías como V Invasión Extraterrestre y los fanáticos que quedábamos nos transformamos en una tropa de obsesionados con los universos paralelos y las paradojas de los viajes temporales.

En esta temporada la serie se enfocó en el pasado de nuestros personajes y descubrimos en un capítulo titulado “1985” “Peter” (ultra ochentero) que Walter construyó una ventana que le permitía ver la realidad de un universo paralelo, más avanzado tecnológicamente y donde existían versiones alternativas de todos nosotros, justo en el momento en que se le muere el hijo. Entonces, ¿qué hace Walter? Se roba al péndex alternativo. O sea, el Peter que siempre hemos visto en realidad viene de otro universo. Ya saben: CHAAAN.

En el final de esta temporada ya tenemos la primera gran respuesta a una pregunta que ni siquiera nos habíamos hecho: el que Walter le robara el hijo al “Walternative” dejó todo lo que es la mansa escoba, debilitando la estructura de ambos universos y creando los eventos-fringe y dando inicio a la guerra entre ambos universos. Gasp.

TERCERA TEMPORADA

En la tercera temporada empezó el jueguito de alternar un capítulo en el universo A con otro en el B. Obviamente les subieron los sueldos a los actores porque empezamos a ver regularmente un “Walternative” (el verdadero padre de nuestro Peter) y una B-Olivia (una copia más colorina de nuestra súper agente), versiones que a ratos nos parecen hasta más abacanadas y maestras que las que conocíamos.

20130720-223710.jpg

Todo esto cruzado por un drama de teleserie para niñitas, porque al final de la segunda temporada la B-Olivia se hace pasar por la verdadera para investigar nuestro universo y de paso enamorar a Peter, que ignora su calidad de “alternativa”. Mientras la pobre Olivia Real es encarcelada en el otro universo y sometida a un montón de pruebas y torturas, de las que escapa sólo porque es seca. El problema es que cuando vuelve a nuestro universo la B-Olivia está preñada y regresa al universo B con el arma genética para chantajear a Peter a que vuelva a casa.

La salida a tanto triángulo amoroso Sci-Fi fue harto digna. Por un lado vimos al “Walternative” apurando el parto de la B-Olivia con cosas científicas inexplicables, y en el otro universo a Peter reconstruyendo su relación con nuestra Olivia, además de perdonar a Walter por habérselo robado cuando niño. Y como quedaban poquitos capítulos para el final de temporada, otra vez empezó a quedar la grande: vórtex (hoyos negros que se chupan a la gente), Apocalipsis por todos lados, y una máquina del Juicio Final que amenaza con dejar sólo uno de los universos en pie.

20130720-223811.jpg

EL FINAL DE LA TEMPORADA

Lo que pasa con Fringe es un poco lo que pasaba con Lost: el final de temporada siempre tiene un componente WTF que te deja marcando ocupado. Y haciéndole honor al recurso WTF, el último capítulo de la tercera temporada se desarrolló al más puro estilo Terminator, mostrándonos un universo futuro apocalíptico donde ahora sí que está la media-ni-que-mansa escoba porque la máquina del Juicio Final destruyó el universo de “Walternative”, sólo para que todos se dieran cuenta de que un universo no puede existir sin el otro. Así que ahora queda un puro universo, y tiene los minutos contados.

Y ¿quién sería nuestro héroe? Obviamente Peter, que viaja al pasado para decirle a Walter y Walternative que no usen la famosa maquinita. Y uno se prepara para el final feliz, pero no. Justo en el momento en que Peter les dice que no pueden ocupar la máquina porque destruirá ambos universos, Peter desaparece con un holograma Star Wars y todos se quedan como si fuera de lo más normal. Y paso a una súper escena de los Observadores (les dije que eran importante) en que se explica la razón por la que nadie parece extrañarse de la desaparición de Peter. Resulta que en el fantabuloso universo Fringe ambos Peters deberían haber muerto cuando eran péndex. Walter al salvar a uno de ellos creó los hoyos entre los universos y echó a andar así el inicio de la destrucción total. Por eso ahora que Peter vuelve del futuro para avisarles que no deben usar la máquina, enmienda el curso que debían seguir ambos universos y deja de existir.

Las preguntas que quedan abiertas son muchas: ¿veremos a Peter en la cuarta temporada? ¿El bebé que espera B-Olivia existe ahora que Peter nunca existió? Y si así es, ¿Quién va a pagar la pensión alimenticia? Son preguntas que sólo podremos contestar en la cuarta temporada, que ya está confirmada pero que aún no tiene fecha de estreno, al menos en este universo.

Ángela Díaz Camus

20130721-001754.jpg

Gracias, estimada. Lamentablemente me tuve que leer todos los spoilers para poder editar el texto, pero debo confesar que todas las vueltas me dieron ganas de verla. Así que en una de esas me pongo al día y me uno a ustedes fans cuando empiece la cuarta temporada. Lo que sí tengo que decir es que me acordé caleta de Futurama y el episodio de las cajas cuando empezaron a hablar de los universos paralelos. La comadre hasta tiene una versión paralela que es colorina, igual que Leela. Lo otro ¿idea mía o el viejito de acá es como el Profesor Farnsworth? ¿Y cuál era el apellido de la asistente? ¿Farnsworth? Tssss.

Ah tengo una última pregunta para los Fringe adictos: ¿Algún día tendrá salida al mar B-Olivia?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s